Charla-concierto: Abraham Cupeiro – Periplo musical

El pasado viernes 19 de febrero, Abraham Cupeiro López (Sarria, 1980) cautivó a los alumnos de Chester College, con un privilegiado e íntimo concierto, compuesto por extractos de su proyecto musical más reciente: Pangea.

Abraham Cupeiro, trompetista, lleva años desarrollando una singular pasión: la de los instrumentos antiguos. A lo largo de los últimos años, ha ido creando y rescatando más de 200 instrumentos de viento antiguos (algunos de los cuales datarían incluso de la Edad del Bronce) de todos los rincones del planeta. Su proyecto Pangea constituye un fascinante itinerario geográfico y musical, por todos ellos.

Así resumía Abraham este “viaje” regalado a los alumnos del colegio, aderezado con breves y pedagógicas explicaciones, y respuestas a las múltiples preguntas provenientes de un genuinamente cautivado auditorio:

“Hemos dado una vuelta por nuestro planeta, visitando los cinco continentes. De la austral Oceanía, hemos hecho resonar las antiguas caracolas.

De la milenaria China hemos utilizado instrumentos hechos con bambú Xiao y Hulusi. Visitamos también las llanuras norteamericanas donde hemos hecho sonar la flauta de pluma y la flauta de los indios hopi.

 Y de Sudamérica hemos escuchado el instrumento insignia de la cumbia, el Kuisi.

 También hemos unido como antiguamente Sudamérica con África, con la flauta de los Fulani, el pueblo nómada más grande del mundo. Una flauta hecha con un junco que crece en el río Níger. 

 Atravesamos el desierto, ese inmenso mar de arena de la mano del shofar la Kawala y la Zurna todo ellos instrumentos de origen arábigo.

Penetramos en Europa por Armenia donde hemos hecho sonar el melodioso Duduk y seguimos en Bulgaria donde sus habitantes tocan un instrumento muy parecido al nuestro y que tiene un nombre casi idéntico: la gaida .

 Para terminar este periplo por nuestro planeta hemos llegado a los fines cerrares atlánticos. Donde hemos hecho sonar instrumentos ancestrales como el Karnyx celta y el Dord Irlandés”.

¡Gracias, Abraham, por tu música e inspiración! Nos has dejado sin palabras.

1 Me gustas
151 Vistas

También te puede gustar

Los comentarios están cerrados.